Ultiman a tres mujeres en menos de 48 horas

Publicado el Martes, 26 de Junio del 2012 en Noticias Nacionales

Ultiman a tres mujeres en menos de 48 horas

Lunes 25 de junio de 2012

SAN PEDRO SULA.- La ola de violencia que impera en la zona norte, particularmente en San Pedro Sula, acabó con la existencia de tres mujeres a manos de  desconocidos en menos de 48 horas, causando luto y dolor en humildes familias.

Rosa Emérita Ponce

Para el caso, ayer por la mañana en un crique de la 21 y 22 calle, entre 16 y 17 avenida del sampedrano barrio Cabañitas, apareció muerta Rosa Emérita Ponce (33), tras ser atacada a pedradas por sujetos desconocidos, cerca de su vivienda.

A las 2:00 de mañana fue la última vez que una de sus hermanas la vio con vida, tras abrirle la puerta cuando regresaba de un carnaval.

Según parientes de Ponce, esta era madre soltera de  cinco hijos; uno de ellos de apenas 12 meses de nacido y que para poder subsistir se dedicaba a lavar ropa ajena.

Indicaron que desconocen si tenía enemigos, aunque aceptaron que ingería bebidas alcohólicas de vez en cuando, por lo que no saben si eso le originó algún problema.

Mientras que el viernes pasado, en horas de la mañana, perdió la vida a balazos Doris Paz Bautista (38), en la colonia Suyapa de Chamelecón, cuando se encontraba en el velatorio de una hija que igualmente fue ejecutada el miércoles anterior en Tegucigalpa.

a infortunada mujer apareció sin vida en un crique, presentando golpes en el rostro que le propinaron sujetos desconocidos.

Hasta ese lugar llegaron varios sujetos que le dispararon en repetidas ocasiones dejándola gravemente herida, y en un intento por salvarle la vida fue trasladada por miembros de la Policía Preventiva al Hospital Mario Catarino Rivas, donde falleció mientras era intervenida quirúrgicamente.

En la balacera también murió de manera instantánea su hijo José Bryan Sáenz Paz (18), quien cayó fulminado en un pasaje cercano a su casa.

Ese mismo día falleció violentamente Alejandrina Coto Pineda (27), en la acera de una farmacia donde laboraba desde hace dos años, en la colonia La Paz, luego que un sujeto le disparara sin mediar palabra.

La ahora occisa residía también en el barrio Cabañitas y al momento de ser atacada gozaba de su día libre, pero decidió pasar por su centro de trabajo tras realizar unas diligencias en la marginal colonia La Unión. (LCN)

 

Tomado de La Tribuna

Agréganos a tus redes sociales

Déje un comentario

Por favor autentifícate para dejar un comentario. Autentificación opcional debajo.

slogan-footer